Después de estos días de fiesta intensa y actividad frenética, entre compras, cenas, citas con amigos y carreras para que no te falte de nada, llega el momento de intentar levantarte con buena cara y recuperar el color y la mirada que te hacen sentir bien. A veces es ta sencillo como seguir unos consejos muy fáciles de cumplir, sobre todo, si los incorporas a tu rutina.

1.Despídete de la sal

Baja la ingesta de sal, especialmente a la hora de la cena. Alimentos como las aceitunas, el atún y, por supuesto los chips. Aumenta la retención de líquidos si los consumes y tus ojeras lo notarán. La American Heart Association recuerda que más de 1.500 miligramos de sodio pueden provocar presión arterial alta y es lo que provoca que el colágeno de nuestra piel se debilite. De hecho si comes alimentos muy salados es muy probable que aparezcan arrugas en las bolsas de los ojos, en la zona de las ojeras y alrededor de los ojos. Levantarte con buena cara será más fácil si pones menos sal en tu mesa.


wv{{


2.Reduce el consumo de azúcar

Tampoco te pases con el azúcar. Los dermatólogos insisten en que nuestros vasos sanguíneos se ven afectados negativamente y provocan la aceleración de nuestro irreversible proceso de envejecimiento. Cuando bajas la ingesta de azúcar, o la eliminas al máximo, en tan solo una semana tu piel lucirá clara y parecerá mucho más joven.

3.No te pases con el café

Los elementos que contiene el café también envejecen, estropean el esmalte de tus dientes, deshidratan tu cuerpo y eso consigue que tu piel parezca reseca, aumenten tus arrugas y la sensación de agotamiento de tu rostro.  No pasa nada por tomar alguna que otra tacita de café, y de hecho es recomendable, pero lo que no te viene nada bien es abusar de la cafeína y tomarla a todas horas.


8.3.1


4. Alcohol solo para ocasiones especiales

Estos días de fiesta es inevitable tomar algún que otro yino, una copa de más, un champán para brindar… pero ahora ya ha llegado el momento de parar y tomar alcohol solo de manera esporádica. El alcohol se encarga de extraer el agua de las células y eso provoca unas terribles bolsas en los ojos. Si además combinamos esa cervecita o ese vermouth con snacks salados la mezcla es realmente explosiva para nuestra piel. Así que definitivamente evítalos y date solo el capricho en fin de semana o en ocasiones realmente especiales.

5. Carbohidratos mejor en menor cantidad

Los carbohidratos tienen demasiada azúcar y ya comentábamos anteriormente las consecuencias de comer demasiada. Cuando el objetivo es levantarte con buena cara el problema es que el pan, el arroz, la pasta… también contiene un índice glucémico muy alto y aunque, evidentemente, es bueno incorporarlos a nuestra dieta, debemos hacerlo de manera muy racional y sin pasarnos. Las consecuencias de abusar de este tipo de alimentos para nuestra piel pasan por romper el colágeno y la elastina, provocando flacidez y un aspecto cada vez más envejecido.

8.3.1

6. Mariscos solo para las ocasiones

Han sido días de mariscadas y mesas cargadas de langostinos y gambas, pero es hora de ir dejándolos para momentos y fechas señaladas si lo que estás buscando es cuidar tu piel especialmente porque el alto contenido en iodo del marisco provoca acné. Puedes comerlo, pero no más de 2 veces al mes. Lo mismo pasa con algunas verduras como las espinacas o las algas marinas.

7. Productos lácteos pocos si tienes problemas de acné

Si se trata de problemas de acné también es aconsejable que reduzcas el consumo de yogures, quesos y leche, en general de productos lácteos. En 2012 una investigación desveló que la leche descremada y el acné tienen una conexión porque al parecer las hormonas biodisponibles que están presentes en la leche descremada no se absorben bien en la grasa y provocan la estimulación de un grupo de glándulas que son las causantes de las secreciones grasas de la piel.

8.3.1

8. Cereales con gluten

No son pocas las personas que en los últimos años han descubierto que son sensibles al gluten y de hecho están diagnosticados como celíacos, pero además, muchos que no lo saben simplemente con probar a eliminar el gluten de la dieta durante un tiempo podrán ver cómo mejora el aspecto de su piel y evidentemente de su salud.

9. Proponte dejar de fumar

Ya sabes de sobra que no es bueno para tus salud pero si ni por esas te has convencido quizás si sabes que cada vez que te fumas un cigarro las fibras elásticas de tu piel se ven dañadas y provoca arrugas en cantidades realmente sorprendentes. Lo bueno es que si dejas de fumar tu piel es tan agradecida que volverá a la normalidad si la tratas como merece. En menos de un mes puedes notar resultados realmente increíbles. No tardarán en decirte que te ven más guapa sin saber qué te has hecho y tu secreto será además de sano muy barato. Tanto que estarás ahorrando todo el dinero que gastabas en tabaco y podrás invertirlo en ti, en cuidarte, en disfrutar de un capricho o en aprovechar y dejarte mimar por profesionales de la estética. Estarás dando a tu piel los cuidados que lleva tiempo reclamando.
8.3.1

10. Duerme un poco más

Sabemos que no siempre es fácil arañar horas a nuestras apretadísimas agendas pero dormir lo suficiente es bueno no solo para nuestra salud mental, también para nuestro organismo y para resetear nuestro cerebro. Por supuesto, también para nuestra piel. Si dormimos menos de siete horas al día nuestra piel puede parecer que no tiene vida, sin luminosidad y con las líneas de expresión excesivamente marcadas.

 Después de este decálogo de buenos consejos para tu piel esperamos que el año que comienza te traiga la mejor cara que puedas imaginar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Mediante el envío de mis datos personales confirmo que he leído y acepto la politica de privacidad que puedes consultar al pie de este sitio web.