Saltear al contenido principal

Ponte las botas de invierno

Se trata de ponerse las botas, literalmente, en cualquiera de sus versiones. De caña alta, botines, de agua o forradas. Solo es cuestión de elegir las botas de invierno más apropiadas y en ese momento empieza el problema. Para días fríos hace falta algo como lo que ofrece The Art Company.

Tan cómodas que no querrás quitártelas ni al llegar a casa, son su versión abrigada pero un poco más light.  Las tienen en más colores y de su colecckión Bye-Bye suela. El objetivo es que al llevarlas tu pie se sienta tan cómodo como si estuviera en zapatillas de casa.

Si hay una pieza que no puede faltar en tu armario es el botín negro. Para vaquero, vestido, falda corta. Para una ocasión elegante o para un día más desenfadado. El caso es elegir el que mejor se adapta a tu estilo y, eso sí, que tenga tacón pero un tacón cómodo. El que nos propone Clark puede ser una buena opción. Ponerse las botas de su colección de otoño-invierno 2013-2014 puede ser una de las alternativas.

Si te gusta un estilo muy urbanita, para moverte, pero con un poco de estilo, Zara cuenta con varias versiones cómodas y muy prácticas.

Y no podíamos olvidarnos de la bota por excelencia, la que nos salva de esos días de lluvia en los que nos apetece saltar de charco en charco como los niños. Si aprovechamos y además de impedir acabar calada hasta los huesos, es cómoda y además estilosa, mejor que mejor. Con Ugg está el éxito asegurado.

Ponerse las botas y cambiar de look según el diseño que hayas elegido es algo que nos proporciona esta época del año en la que el piel está obligado a quedar escondido y protegido. Alguna ventaja tenían que tener los días grises y fríos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close search